Aeropuerto Internacional do Galeão - Cred.: Agencia Estado

1951

Sebastião Camargo adquiere en subasta una cantera ubicada en Cumbica, municipio de Guarulhos (São Paulo). Transcurridos 14 años, este negocio dará origen a Reago, empresa absorbida en 2006 por Construtora Camargo Corrêa.

1952

El 1 de agosto, Construções e Comércio Camargo Corrêa está instalada en el Edificio Altino Arantes, sede del Banco do Estado de São Paulo, en el corazón de São Paulo (São Paulo).

Camargo Corrêa participa en las obras de una de las principales autopistas del país: Fernão Dias (BR-381), que une São Paulo a Belo Horizonte. De septiembre de ese año a noviembre de 1957, se encarga del terraplenado y pavimentación de 40 kilómetros, en los trechos de Guaripocaba, Jundiaizinho, Atibaia y el acceso a Bragança Paulista.

1953

Contratada por el Ayuntamiento de Campo Grande, Camargo Corrêa pavimenta calles y avenidas de la ciudad que, 26 años después, será la capital del Estado de Mato Grosso do Sul.

De febrero de dicho año a agosto de 1954, Camargo Corrêa realiza el terraplenado de la nueva pista del Aeropuerto Galeão, en Rio de Janeiro (Rio de Janeiro).

En el extremo oeste del Estado de São Paulo, la empresa Imobiliária e Colonizadora Camargo Corrêa e Ribeiro S.A. empieza a construir una nueva ciudad. Bautizada con el nombre de Rosana, en homenaje a una de las hijas de Sebastião Camargo, el núcleo urbano adquiere la categoría de municipio el 9 de enero de 1990, gracias a la Ley del Estado de São Paulo n.º 6645.

1955

Camargo Corrêa recibe su bautismo como constructora de presas en las obras de la Central Euclides da Cunha, en São José do Rio Pardo, Oeste Paulista. De mayo de 1955 al mismo periodo de 1965, la empresa realiza excavaciones a cielo abierto y construye la presa de tierra y estructuras del vertedero de la central hidroeléctrica, con capacidad instalada de 94.800 kW.

Camargo Corrêa adquiere la sociedad Companhia Auxiliar de Viações e Obras – Cavo, fundada en 1921 en Rio de Janeiro por empresarios ingleses.

1957

Brasília empieza a surgir en el mapa. Novacap –empresa encargada de administrar la construcción de la nueva capital federal– contrata a Camargo Corrêa para terraplenar, pavimentar calles y avenidas y unir el Eje Residencial Sur con el aeropuerto. Los trabajos se llevan a cabo de julio de dicho año a marzo de 1963.

1959

A raíz de la fuerte expansión de sus actividades, en marzo, Camargo Corrêa empieza a construir oficinas y talleres propios en Guarulhos, en la Gran São Paulo. Con una superficie de 12.000 m2, las nuevas instalaciones están listas en julio de 1961.

De mayo a diciembre, una nueva obra surge en Brasília: la presa de Paranoá. Asimismo, accediendo a un pedido del presidente Juscelino Kubitschek, Sebastião Camargo comienza a construir Moinho de Trigo Jauense, con vistas a abastecer la futura capital.